Los mejores consejos para conseguir más luz natural en tu casa.

La luz natural es fuente de vida, optimismo y energía, por lo que debes dejarla que entre a raudales por las ventajas de tu hogar. Esto hará no sólo que las estancias parezcan más grandes, sino que además proporcionará una calidez muy especial y nos llenará de alegría cada día.

Una casa bien iluminada transmite paz, armonía y bienestar, creando un ambiente relajante y purificador del que a todos nos gusta disfrutar. Siendo un factor determinante a la hora de comprar, reformar y decorar una vivienda.

Obviamente, no todo el mundo tiene la suerte de vivir en un ático con enormes ventanales en el techo, pero esto no quiere decir que no puedas multiplicar la cantidad de luz que entra a tu vivienda. No importa si tu casa es más o menos luminosa, hay trucos para aprovechar la luz al máximo y crear el ambiente que más te guste.

Por eso, si siempre has querido tener una casa bien iluminada y te estás preguntando cómo aprovechar mejor la luz natural, sigue leyendo. 

Tabla de contenidos

Aprovecha mejor la luz natural en tu salón o habitación

Para convertir tu casa en un lugar agradable y lleno de alegría, hoy te traemos algunas ideas para aprovechar la luz natural. Algunas de ellas más fáciles de aplicar que otras pero todas te ayudarán a conseguirlo.
Consigue más luz en tu hogar con nuestros consejos.

Trata de usar cerramientos translúcidos

Los acristalamientos translúcidos son ideales para dejar pasar la luz sin renunciar a la privacidad. Se trata de sistemas de paneles autoportantes de vidrio tratado que permiten crear superficies totalmente vidriadas, homogéneas, continuas y sin obstrucciones que, al mismo tiempo la visión hacia el interior de la vivienda, diluyendo el contacto con los exteriores públicos.

Intenta acercar los muebles lo máximo posible hacia la entrada de luz

No importa si solamente cuentas con una pequeña terraza por la que entra la luz. Existen cerramientos para balcones de cristal que favorecen la entrada de la luz natural a tu hogar. Te recomendamos que acerques los muebles a esa zona, ya que de esta manera conseguirás multiplicar la luz, especialmente sin son de colores claros. Eso sí, se trata de aproximar, no de colocarlos delante. De lo contrario, terminarás entorpeciendo la entrada de la luz.

Consejos para conseguir más luz en tu hogar.

Integra la terraza o abre el hueco para las ventanas

Podemos integrar el salón y el exterior de la vivienda con cerramiento para terraza. En lugar de tener una única ventana o puerta hacia la terraza, podemos colocar unas cortinas de cristal en la propia fachada. De esta forma, no solamente estaremos ganando metros al salón, sino que además multiplicaremos la cantidad de luz que entra y estaremos eliminando barreras visuales, disfrutando así de unas vistas más bonitas.

Pero también podemos ampliar los ventanales y huecos de luz, de tal modo que el exterior quede completamente integrado con el interior, ganando así luminosidad y un importante ahorro energético.

Ten en cuenta la distribución

Las viviendas que cuentan con muchas paredes y espacios aislados no ayudan a que la luz natural se distribuya por todas las estancias. Por eso, si tienes la opción de derribar paredes, apuesta por los espacios diáfanos e intenta situar en un mismo espacio la cocina, la sala de estar y la cocina para que la luz se reparta. Es recomendable que las ventanas o cristaleras ocupen al menos un 10% o un 20% de la superficie de la habitación. Por ejemplo, una estancia de 10 metros cuadrados tendría que disponer de ventanas de entre 1 y 20 metros cuadrados.

Utiliza la luz reflejada

La cantidad de luz natural se reduce conforme nos vamos alejando de la ventana. Puedes calcularlo midiendo la altura hasta la parte superior de la ventana y multiplicándola por dos sobre el suelo. Si la pared de enfrente se encuentra muy lejos de esta línea, es aconsejable que busques opciones para multiplicar la luz. En este sentido, la luz reflejada es una opción muy interesante, ya que se obtiene gracias a las ventanas del tejado. De esta forma entra el doble de luz y mejora la luminosidad.

Opta por el color blanco

Opta por una paleta de colores claros para aumentar la luminosidad en tu hogar. Pinta las paredes de blanco, elige textiles en tonos pastel y suelos de color claro para crear una sensación de amplitud y luminosidad.

Instala espejos estratégicamente por las paredes

Añade un espejo estratégicamente cerca de las ventanas para reflejar la luz natural y ampliar visualmente el espacio. Esta técnica no solo aumenta la luminosidad, sino que también proporciona una sensación de amplitud y apertura en tu hogar.

Compartir
WhatsApp
Facebook
Twitter
LinkedIn
Otros
artículos
Ideas inspiradoras para terrazas de lujo.
Terrazas de lujo: elementos clave

En el mundo del diseño y la arquitectura, las terrazas o los áticos de lujo representan un espacio singular de elegancia y confort. Estos espacios